Más que una cadena de abastecimiento, una cadena que salva vidas

//Más que una cadena de abastecimiento, una cadena que salva vidas

Más que una cadena de abastecimiento, una cadena que salva vidas

La Fundación Cardioinfantil- Instituto de Cardiología se ha convertido en un hospital pionero en la implementación de un nuevo modelo de Cadena de abastecimiento, con el que se han propuesto lograr lo que han llamado la “fór éxito”: generar el mayor valor a sus pacientes ofreciendo los mejores resultados clínicos, al mejor costo para el sistema.

Mucho se ha hablado de los retos que tiene el sistema de salud en Colombia, entre ellos cómo optimizar los recursos, reducir los costos, brindar tratamientos más seguros y garantizar la calidad del servicio; pero poco se comenta aún sobre sus soluciones y lo que las Instituciones de salud están haciendo en pro de este panorama. En ese sentido, algunas acciones emprendidas están enfocadas en transformar el modelo de Cadena de abastecimiento del sector salud, un proceso que inicia desde que el proveedor de medicamentos, insumos y dispositivos médicos entrega sus productos, hasta que estos son suministrados al paciente.

“Enfocarse en la Cadena de abastecimiento implica pensar que, detrás de cada vida que se salva, hay varias acciones y actores que intervienen para que esto suceda. Salvar vidas no es solo un logro de los médicos; aquí intervienen la industria de medicamentos y dispositivos, operadores logísticos nacionales e internacionales, operadores de aduana, transportadores, centros de distribución, EPS e IPS, Instituciones de salud, entre otros. Así mismo, hay múltiples procesos que se realizan en temas de tecnología y servicios de atención. Es el engranaje de una serie de eslabones, que se vuelven fundamentales para garantizar la seguridad, eficiencia y excelencia en la atención al paciente”, señala Juan Carlos Rodríguez, Director de Operaciones de la Fundación Cardioinfantil.

Pensando en la responsabilidad que tienen las diferentes instituciones de salud cuando de salvar vidas se trata, la Fundación Cardioinfantil- Instituto de Cardiología se ha convertido en pionero y líder en la implementación de un nuevo modelo de Cadena de abastecimiento, con el que se han propuesto lograr lo que ha llamado la “fórmula éxito”: generar el mayor valor a sus pacientes ofreciendo los mejores resultados clínicos, al mejor costo para el sistema.

En el mundo existen diferentes hospitales que cuentan con un proceso de abastecimiento óptimo y que hoy son referencia de casos exitosos para instituciones como la Cardioinfantil, que desde hace cinco años ha asumido el liderazgo en el país adoptando las mejores prácticas para mejorar sus procesos, garantizarle al sector salud el costo-eficiencia, además de posibilitar que sus pacientes reciban lo que en el sector se llama “los cuatro correctos” el medicamento correcto, en la dosis correcta, en el momento correcto y según el tratamiento correcto; esto con el fin de asegurar la excelencia clínica.

La integración entre actores, modelos de salud basados en valor e innovación y uso de tecnología han sido los ejes principales en los que la Fundación Cardioinfantil ha desplegado su plan estratégico; cada uno se enfoca en un aspecto relevante para que la logística de los procesos permita poner siempre en primer lugar a los pacientes, su seguridad, bienestar y recuperación, “de manera que la integración le apunte a unir a todos los actores del sistema, que juntos construyamos el sector, que tengamos por ejemplo, inventarios óptimos a lo largo de toda la cadena, impactemos positivamente los costos a partir de las negociaciones conjuntas en el momento de compra de suministros, logremos un mejor control en los medicamentos para evitar los desperdicios por vencimiento, que seamos más productivos, que obtengamos un flujo de insumos e información a partir del concepto de “visibilidad”, y lo más importante que busquemos entre todos devolverle a Colombia pacientes sanos”, indica Rodríguez.

Un ejemplo de esta integración en Colombia es la unión que los actores del sector ya pueden lograr al realizar compras centralizadas, a través de plataformas que funcionan como un “Marketplace”. Estas se consolidan como un punto de encuentro que reúne compradores y vendedores, en las que instituciones de salud pueden adquirir medicamentos y dispositivos médicos de manera conjunta, para conseguir mejores precios, y, al mismo tiempo, que la industria realice excelentes ofertas y ofrezca gran variedad de productos.

Otro de los elementos innovadores en la Cadena de abastecimiento de la Cardioinfantil son los modelos de salud basados en valor: la Institución está trabajando en la implementación de modelos de riesgo compartido, negociaciones prospectivas y análisis poblacional en conjunto con las EPS. Así mismo, ha promovido la transformación del sector salud de forma que no sea preciso pensar solamente en atender eventos puntales de salud, sino, por el contrario, trabajar con modelos que otorguen un valor agregado al paciente, orientados a los resultados clínicos y la calidad.

Para el sector salud es indispensable la actualización en tecnología e innovación, ya que este componente permite, entre otras cosas, centralizar tareas administrativas y ofrecerle al paciente una atención óptima. “Estos proyectos han sido una realidad porque sabemos que la tecnología que implementamos tiene una repercusión directa en la seguridad del paciente, como lo son los lectores móviles de códigos de barras, que permiten, al leer en la manilla del paciente, la verificación automática de la historia clínica para identificar el tratamiento asignado y buscar hacer más eficiente, oportuno y seguro el proceso de la dispensación de medicamentos”, afirma el Director de Operaciones.

Brazaletes con códigos de barras para identificación y seguridad de los pacientes.

Así mismo, la Institución ha implementado muebles de dispensación de medicamentos con control biométrico y guías de luz que minimizan las posibilidades de errores humanos, como la mala medicación, y optimizan el inventario; además de tecnología pionera en Latinoamérica como la llamada ‘Identificación por radiofrecuencia’ (RFID por sus siglas en inglés), para ofrecer servicios que garanticen la calidad y operen con mayores niveles de eficiencia, reduciendo tiempos, recursos y errores en los procesos de identificación.

De la optimización de la Cadena de abastecimiento el gran beneficiado será siempre el paciente y a la vez, el sector salud, ya que el modelo aporta eficiencia desde la elaboración de un medicamento o insumo hasta que estos llegan a beneficiar a una persona. Sin embargo, solo con un trabajo colaborativo y coordinado entre los diferentes actores, el sector podrá lograr implementar esta fórmula, que se resume en una cadena que salva vidas.

By |2019-01-05T13:10:12-05:00enero 5th, 2019|Servicios|0 Comments

About the Author:

Leave A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.