Carrocerías: carga ‘liviana’ para el transporte pesado

//Carrocerías: carga ‘liviana’ para el transporte pesado

Carrocerías: carga ‘liviana’ para el transporte pesado

El transporte de carga por carretera en Colombia es un pilar fundamental en la dinámica de la economía del país, constituyéndose en una herramienta básica de colocación de productos al alcance del consumidor. Por esta razón, es indispensable que el sector transporte cuente con los elementos necesarios para asumir el gran compromiso que tiene.

Es por eso que en el país el crecimiento de ventas contrasta con la longevidad del parque automotor de carga pesada. Actualmente hay cerca de 350.000 camiones funcionando en Colombia, de los cuales 40.000 son tractocamiones articulados que movilizan el 65 % de la carga a nivel nacional. Los camiones tienen un promedio de edad de 22 años, cifra que en los EE. UU. es de 14 años menos, en México de 15 años y en Brasil de 17 años.

Si se hace un símil con un edificio, el chasis de un camión equivaldría a los cimientos, mientras que la carrocería sería la fachada. En este caso, como hablamos de camiones, se trataría de un edificio muy grande, que necesita un chasis robusto para soportar su peso y una carrocería lo más completa posible para ser utilizada en las operaciones de carga, transporte y descarga.

Sin embargo, el presupuesto es uno de los constantes problemas a los que se enfrenta el gremio transportador, ya que debe invertirse en reparaciones e imprevistos. La adquisición de un camión de buena calidad significa unos mejores indicadores de rentabilidad.

En realidad, si un empresario quiere comprar un camión, debe verlo como un concepto global. Debe calcular según la rentabilidad y darse cuenta de cómo la calidad es el aliado del ahorro.

CARROCERÍAS DE CAMIONES

Dependiendo del uso al que esté destinado o el tipo de mercancía que va a transportar, un camión necesitará un determinado tipo de carrocería y una serie de accesorios. Evidentemente, no es lo mismo transportar animales que materiales de construcción o sustancias químicas peligrosas.

A la hora de elegir una carrocería, podemos seleccionar un kit completo de carrocería o ir acoplándole poco a poco los accesorios necesarios. Algunos de los tipos de carrocerías más comunes que existen para camiones son:

Carrocería con lona: es una de las más típicas; los camiones incorporan un contenedor sellado mediante una lona de tejido sintético.

Semicarrocería con lona: similar a la anterior, con la salvedad de que incluyen unos laterales abatibles de aluminio.

Basculantes: pueden inclinarse para depositar la carga con mayor facilidad.

Carrozados integrales: son de aluminio y se usan sobre todo para la carga en furgones que van de 3,5 a 20 toneladas.

Hay otras carrocerías especiales para los camiones cisterna, para aquellos destinados al transporte de animales y un largo, etc. También existen numerosos accesorios que forman parte de la carrocería y que contribuyen a simplificar otras tareas, como sistemas para elevar la carga hasta el contenedor o para sujetarla correctamente durante el viaje.

Contenedores de carga:

  • Lonas y otros materiales para cubrir el contenedor de carga.
  • Diferentes tipos de puertas de acceso al contenedor de carga.
  • Sistemas para elevar la carga (hidráulicos, mediante cadenas o poleas, con palancas, etc.).
  • Techos y suelos.
  • Laterales abatibles.
  • Escaleras o instrumentos para acceder al vehículo.
  • Instrumentos para fijar, organizar, amarrar y separar la carga.
  • Bisagras y cierres.
  • Aletas, guardabarros y protecciones.

Todos los accesorios deben estar enfocados a facilitar el trabajo de carga, transporte y descarga, asegurando además el perfecto mantenimiento de los objetos o las sustancias a transportar, y, por qué no decirlo, alcanzar la máxima comodidad del conductor y los trabajadores a la hora de realizar cualquier operación en el camión.

Una carrocería o un contenedor de carga poco adecuados podrían poner en peligro la seguridad de la mercancía, del propio conductor y del resto de vehículos que circulan por la vía. Imaginemos un camión en el que los bloques de paja no van bien sujetos y que pedazos de estos se precipitan a la carretera.

TECNOLOGÍA

Existe un servicio que consiste en dibujar cualquier diseño de carrocerías, remolques y semirremolques con el fin de evaluar su funcionalidad, dimensiones, presentación y obtener una idea clara de lo que se requiere y ofrece. El cliente que desea invertir en la fabricación de un determinado producto con la idea suplir necesidades específicas podrá apreciar sobre planos el dibujo de la carrocería, el remolque o semirremolque. Al poder hacer modificaciones y ajustar el producto de acuerdo con sus requerimientos, el fabricante puede ilustrar a su cliente con las dimensiones especificaciones y forma general de su producto.

La fabricación de carrocerías, remolques y semirremolques es una industria que constantemente elabora nuevos diseños o modifica productos que se ajustan a las necesidades del mercado. Esta innovación continua requiere cálculos que garanticen la resistencia mecánica y el buen desempeño de los productos, cálculos por elementos finitos de estructuras, cálculos por elementos finitos de piezas, cálculos analíticos de estructuras simples, propiedades mecánicas de piezas y análisis dinámico de desempeño.

TENGA EN CUENTA A LA HORA DE INVERTIR

Aparte de las dimensiones y la capacidad, y las condiciones básicas en el mundo del transporte, hay otro factor decisivo y es que el chasis venga con perforaciones a lo largo que permitan una fácil adaptación de las carrocerías, pudiendo reducir tiempos de carrozado y aumentado el rendimiento económico del vehículo. En otras palabras: menos adaptaciones, menos tiempo detenido en la carrocería.

Busque carrocerías con desarrollos estructurales capaces de superar condiciones duras de carga y terreno. Tenga muy en cuenta si para su carga es mejor pensar en volumen o en peso como prioridad.

Finalmente muchas veces las marcas utilizan proveedores distintos para sus partes. Las carrocerías pueden no ofrecer la misma durabilidad que un camión con partes de la misma procedencia en general, pues el ensamblaje puede ser inexacto.

 


TIPO DE CARROCERÍAS

Tipo botellero: un diseño innovador y materiales más livianos de alta calidad; la disminución de peso permite que el vehículo sea más fácil de maniobrar y se genera menos esfuerzo, por lo cual tendrá más tiempo de vida útil.

Furgones: existen tres clases de carrocerías furgón; de aluminio para carga seca, para refrigeración y de fibra de vidrio.

Gaseras: carrocerías transportadoras o repartidoras de gas (gaseras) diseñadas para una correcta ubicación de los cilindros o tanques, ajustadas según los requerimientos.

Camabaja: usados para transporte de maquinaria extra dimensionada y pesada. Cumple con los requerimientos legales reglamentarios. Su fabricación se realiza teniendo en cuenta las normas técnicas exigidas y con materiales de alta calidad.

Planchón: ideales para transportar materiales cuyo campo de acción son ferreterías, constructoras, transporte de carga larga, carga ancha, fábricas de materiales para construcción y transporte de materias primas usadas en diferentes proyectos.

Estacas: especial para transporte de carga mixta (general, suelta, unitarizada, a granel).

By |2019-08-23T11:39:29-05:00agosto 23rd, 2019|Transporte y distribución|0 Comments

About the Author:

Leave A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.